Autoestima: Apreciando Nuestras Imperfecciones

La autoestima es la percepción y la valoración que tenemos de nosotros mismos, los sentimientos hacia nuestra persona, nuestros rasgos, nuestro carácter etc… Es todo lo que pensamos y creemos de nosotros mismos, y es lo que decimos a nuestro yo interno. Todos somos imperfectos, y aceptarnos como somos es una de las mejores muestras de cariño y comprensión que podemos darnos a nosotros mismos.

Sin embargo, son muchas las experiencias que se viven a lo largo de nuestras vidas,  sobre todo en la etapa de la infancia, donde se aprenden los conceptos y valores que son la base del el adulto que seremos algún día.

Esas vivencias pertenecen a cada uno de nosotros, y marcarán la diferencia que existe entre unos y los otros. Esta situación afecta emocionalmente a muchas personas que no han tenido la mejor infancia, y normalmente son un obstáculo constante que no les deja avanzar.

¡Sé realista en todo momento!

Te recomiendo que te tomes un tiempo, sincérate contigo misma y busca lo que hay dentro de ti. Todos, de alguna manera, en mayor o menor grado, poseemos talentos y capacidades para alcanzar metas. Analiza tus talentos, tus competencias, y sobretodo tú vocación,

¡ese es tu potencial!

Luego piensa en lo que quieres hacer, ¿listo? Ahora ubica tu visión dentro de tus condiciones y posibilidades, no olvides que tus metas deben ser reales y posibles de alcanzar.

Muchas personas se frustran por tratar de lograr metas inalcanzables, o se exigen demasiado a sí mismas, lo que los hace sentir incapaces y terminan bajando su autoestima.

SER PARA PODER TENER, NO TENER PARA PODER SER.

Es indispensable saber, que la autoestima no está en obtener carros, ropas, zapatos, joyas, accesorios, un físico ideal o conseguir pareja, etc. Este es un falso concepto, que afecta hoy día a muchas personas, ya que se han acostumbrado a alimentar su amor propio con obtención de objetos materiales, lo que hace muy posible que regularmente tiendan a sentir sensación de infelicidad y frustración.

Se trata de apreciar lo que somos para lograr lograr lo que queremos, de preocuparse por mejorar para seguir avanzando, sin condicionar nuestra estima a la obtención de nada.

Otro error que comete muchas personas y que podría verse como un auto maltrato, es luchar por alcanzar metas para satisfacer a los demás, porque eso es lo se espera de nosotros, o convertirnos en lo que creemos que debemos ser, o, porque piensan que así si serán aceptados. Esta es una manera inequívoca de que no nos aceptamos.

Una forma de auto maltrato también, es dejar tus preferencias, gustos y necesidades para después, o privarnos de algo que nos va a dar placer, tu debes ser tu principal prioridad, y tienes  que atenderte a la par de tus obligaciones, de esta forma estarás mas dispuesta a cumplir con tus responsabilidades y compromisos, porque aunque cumplir con todo a veces cuesta, no estarías olvidando que estás alli, y necesitas  un abrazo. ¡ y nadie mejor que tu misma que eres la persona que más te quiere.

Si has tenido alguna experiencia que haya dejado marcas, o haya algo o alguien que no te deje avanzar, te recomiendo que busques ayuda. Todos merecemos una oportunidad de surgir a pesar de lo que hayamos vivido.

Tener una autoestima alta es una de las maneras mas eficaces de gozar de salud mental y garantizar tu salud integral.

Recuerda siempre algo, no elegimos donde nacimos, ni a quienes nos rodean, pero si podemos elegir una mejor manera de vivir.

SI NO HAS PODIDO, ¡EMPIEZA YA!

Un comentario Agrega el tuyo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *